Las mejoras en odontología, implantología y la cirugía oral y maxilofacial han posibilitado el desarrollo de tratamientos avanzados con el diseño de sonrisa, dentro de la estética dentofacial.

Aunque estamos muy acostumbrados a creer, sobre todo por efecto de la publicidad, que una hermosa sonrisa parece convertirse en el único objetivo de la odontología, no se debe frivolizar con esta cuestión.

La sonrisa armónica, acorde a las características faciales de cada persona, es el resultado de un complejo tratamiento en el que intervienen diferentes disciplinas del ámbito de la salud dental y que tiene como meta principal el mantenimiento de la salud de la boca y la estructura dental, y la plena funcionalidad, así como proporcionar legítimos beneficios de orden psicológico a las personas.

Por eso, se trata de un conjunto de técnicas médicas en las que intervienen especialistas que trabajan con los diagnósticos adecuados, los procesos y los tiempos necesarios para conseguir que haya un salto cualitativo en la salud y en la autoestima de los pacientes.

Para todo ello, la tecnología y, en particular, los sistemas de diagnóstico y proyección virtual de los tratamientos, han sido de mucha ayuda para abrir una nueva dimensión de la salud dental.

Porque gracias a las intervenciones encaminadas a lo que popularmente se conoce como diseño de sonrisa, se consiguen mejoras funcionales, se desenmascaran problemas respiratorios y digestivos y, también, se consiguen progresos estéticos que ayudan al bienestar psicológico de las personas.

Por eso, no es cuestión simplemente de blanquear los dientes, añadir unas carillas o abordar una ortodoncia o una cirugía de urgencia. Se trata de estudiar, de acuerdo con los rasgos propios de la persona, cuáles son los procedimientos más adecuados, desde una óptica multidisciplinar, para que la boca de cada individuo, y por extensión, su rostro, nos muestre su imagen más armónica.

En Clínica Bustillo llevamos más de una década trabajando con el diseño de sonrisa desde nuestra especialidad, la implantología y la cirugía oral y maxilofacial. A lo largo de este tiempo hemos desarrollado un protocolo de trabajo que, muy apoyado en la tecnología, nos ha permitido concebir y aplicar la mejor sonrisa para nuestros pacientes. Es un campo en el que seguimos progresando.

Este protocolo consta de varias fases de trabajo en las que estudiamos los rasgos faciales y dentales, abordamos el análisis intraoral, realizamos un estudio óseo, ejecutamos una proyección virtual de la configuración óptima del rostro y abordamos los tratamientos de cirugía e implantes necesarios para conseguir el modelo deseado.

Si quiere más información sobre el tratamiento de Diseño de Sonrisa de Clínica Bustillo, contacte con nosotros.